Elementos que no pasan desapercibidos

Elementos que no pasan desapercibidos

Bejarano2-1

En el sector de La Hostelería, todo cuenta desde el cuidado con el que se preparan los productos que posteriormente se van a servir o el trato que se da al comensal hasta la decoración con que se ha ornamentado el local en cuestión.

Para sentarse a la mesa de un establecimiento o elegirlo para una determinada celebración  es necesario mucho más que una buena selección de aperitivos y platos que atraigan al paladar del comensal.

La decoración del local, el ambiente que este emana, juega un papel fundamental en su elección.

Bejarano2-2

 

Ya se elijan unas sillas de hostelería o mesas retro, modernas, rusticas, minimalistas u orientales, tanto la elección de su estilo, su color e incluso la disposición de las mismas son elementos fundamentales para la hacer un local o un establecimiento más acogedor, darle un aire más moderno, tradicional, lujoso e incluso austero. Las posibilidades son infinitas.

Su elección es crucial para determinar el ambiente del establecimiento. Pero no es solo la estética lo que cuenta sino el material con que estas sillas de restaurante han sido elaborados. La calidad es muy importante y por lo tanto el fabricante de mobiliario hostelería  que se ha elegido para ello.

Por un lado está la inversión que el propio hostelero realiza en esas sillas, mesas, cuadros y demás elementos que van a conformar la decoración del establecimiento; pero por otro lado también está el aspecto que estas van a ofrecer a los clientes pasado un tiempo, la seguridad y estabilidad que van a ofrecer. La durabilidad de los elementos hostelería es trascendental para quienes se dedican al sector.

Motivo por el que cada vez son más los profesionales que se dedican al interiorismo de los establecimientos comerciales con reconocida reputación a nivel nacional e internacional que acondicionan los establecimientos de la forma más acogedora y/o estrambótica posible con la intención de llamar la atención y atraer al comensal.

1 Comentario

Deja tu comentario